SAT COmpostela, Servicio Técnico Oficial Teka en Santiago de Compostela, hace uso de Cookies para proporcionarle el mejor servicio posible en nuestra tienda online de recambios para electrodomésticos y menaje Teka. Si desea conocer nuestra Política de Cookies, haga click aquí. En otro caso, puede cerrar esta pestaña y acceder a la tienda online de recambios para electrodomésticos Teka

Cambiar la correa del motor de tu lavadora Teka

Cambiar la correa del motor de tu lavadora Teka

Para muchos de nosotros, si nos diesen a elegir un electrodoméstico que nos haya cambiado la vida... quizá elijamos la lavadora (sobre todo si tienes niños en casa!!!). Reparar una lavadora suele ser algo que deberías dejar en manos del Servicio Técnico Oficial Teka, porque no suelen tener piezas fáciles de reparar... pero hay una en concreto que es muy fácil de cambiar y además se estropea con cierta frecuencia.

En este artículo sobre reparaciones de electrodomésticos Teka, vermos como cambiar una correa de transmisión del tambor.

Básicamente, una lavadora es un motor eléctrico, un tambor donde metemos la ropa y una correa de goma que une ambos y transmite el giro del motor al tambor. Claro que luego hay que meter el agua y el detergente... pero no suelen ser items que se rompan o estropeen, la verdad (en ese caso no dudes, llámanos)

Sin embargo, las correas de goma de una lavadora son elementos que están sometidos a mucha carga de trabajo. Han de girar a muy altas revoluciones, realizar cambios de giro bruscos, y mantener la tensión que las aprieta contra el motor por una parte y contra el tambor por otra.

No, la de las correas de transmisión de una lavadora no es una vida facil ;)

¿Como sabe si la correa necesita cambiarse?

En general, hay dos situaciones en las que sabremos que las correas de transmisión deben cambiarse

1) Cuando el motor gira rápido, pero el tambor no parece seguir ese movimiento: en este caso, lo más probable es que alguna de las poleas en las que encaja la correa esté sucia, tenga aceites o grasas (nada extraño si está en una cocina donde hay vapores grasos a diario) o simplemente la correa se haya "estrado" y ya no ejerza la presión correcta contra las poleas, por lo que estas giran resbalando sobre la correa sin transmitirle el movimiento completo.

2) Cuando el tambor simplemente no gira: si el motor sigue haciendo el movimiento normal (lo sabremos por el ruido que hace) pero éste no se transmite al tambor, que permanece quieto o apenas girando, es que la correa está completamente destensada o rota. Toca cambiarla!

Como cambiar la correa de la lavadora

Lo primero es asegurarse de que realmente necesitas cambiarla.... pero antes de nada, recuerda que la seguridad es ante todo. Desenchufa la lavadora de la red y corta el agua. No hay excusas y menos en este caso: agua y electricidad son la peor combinación posible en una cocina.

Una vez hecho esto, verificar que realmente la correa es el problema es algo muy simple, porque sólo necesitarás quitar la tapa superior de la lavadora (que viene asegurada con unos pocos tornillos roscachapa en el lateral de la parte superior de la lavadora). Una vez quitada la tapa, verás el tambor en primer plano, los controles electrónicos en el frontal y las correas del tambor en la parte trasera. Debajo de todo, bajo el tambor, podrás ver el motor completo o una pequeña parte de él.

Toca las correas para comprobar su estado. Deben estar tirantes y firmes, sin grietas, ni hilos sueltos. Si alguna vez has visto las de un motor de coche, son prácticamente iguales. Revisa su tensión cogiéndolas con el dedo por debajo y estirando hacia tí. No deberían tener apenas holgura o un par de milímetros a lo sumo.

Si necesitan ser cambiadas, compra una nueva en satcompostela.com o ven a recogerla a nuestra tienda de Santiago centro. No olvides verificar el modelo exacto que necesitas.

Para cambiarla, tendrás que girar todo el electrodoméstico para poder trabajar con comodidad en la parte trasera. Dependiendo del modelo, toda esa parte estará al aire, con lo que podrás ponerte manos a la obra, o quizá necesites sacar la tapa que cierra el acceso a la trasera, lo que se hace fácilmente con unos pocos tornillos (ojo con perderlos!!!)

NOTA: podrías hacerlo desde arriba, sin mover la lavadora... pero será algo más complicado llegar hasta la polea del motor. Complicado, no imposible ;)

Para quitar la correa, simplemente empújala hacia afuera de la polea del tambor mientras lo haces girar con la mano, Esto hará que la correa "descaririle" por sí sola y ya puedes sacarla fácilmente, desenganchándola también de la polea del motor.

Para montar la nueva (recuerda indicar exactamente el modelo de lavadora Teka para el que compras la correa!!!) realiza lo mismo, pero a la inversa: pasa la correa por la polea pequeña del motor (la de abajo) y luego ponla encima de la polea grande, la del tambor. Vete girando el tambor poco a poco mientras mantienes el dedo presionando la correa contra la polea, y el propio movimiento del tambor irá poníéndola en su sitio. Es algo muy parecido a poner en su sitio la cadena de la bicicleta, pero sin toda la grasa y suciedad que hay en la bici!!!

NOTA IMPORTANTE: al poner la correa, ten mucho cuidado con pillarte los dedos entre la correa y la polea. Aunque no revestirá gravedad si pasa... es algo muy doloroso :(